Cómo nuestro cerebro procesa información y cómo el forense debería

Cuando di lectura al documento emitido por LA SOCIEDAD PSICOLOGICA BRITANICA, me pareció interesante, con mi pensamiento que se encuentra en automático en modo forense, me puse a pensar si esto aplica a cuestiones forenses, y me parece que a veces los investigadores criminales y/o forenses podrían caer en este error de que a veces estamos ante un personaje que por lo regular es de otra zona, ciudad o país, y que lleva escritos varios libros o publica en medios reconocidos, e incluso se autonombran lideres o máximas de su área, y por lo tanto, como escriben, hablan y/o actúan en algo que estamos de acuerdo, por lo tanto caemos en el juego de "entonces debe ser cierto".

El documento realizado por un grupo liderado por Michael Giled y su equipo de la Universidad Ben-Gurion llamado "reporte en psicología social y ciencia de personalidad" que encontró evidencia de un proceso mental rápido e involuntario que se establece cuando nos encontramos con opiniones que estamos de acuerdo con ellas, similares a al proceso del como respondemos a datos básicos.

El trasfondo de esto se basa en algo llamado efecto Stroop o efecto de Jaensh, el cual en psicología el cual es una interferencia semántica en el tiempo de reacción de una tarea: cuando una palabra como "azul", "verde", "rojo" está escrita con una tinta de un color que es diferente del color expresado por el significado semántico se produce un retraso en el procesamiento del color de la palabra, lo que aumenta el tiempo de reacción y favorece errores.

Demostración
Diga el color de estas palabras lo más rápidamente que pueda:

Según el efecto de Stroop, la primera lista de colores tendría un tiempo de reacción más rápido.

En el pasado, los psicólogos demostraron que existía un fenómeno similar por datos (lo llamaron "efecto epistemológico Troop") en el cual establecemos de forma rápida los datos verificados, de los datos no verificados, y si son bien escritos, sin faltas ortográficas estos en nuestra disertación de los datos bien expuestos estarán correctos en nuestro juicio según las faltas de ortografía, aunque sean irrelevantes al ejercicio de ortografía.

Ahora, de distintos estudios, es localizado que lo mismo ocurre en opiniones. Según el estudio de la universidad, se tomaron 88 opiniones, escrutas en hebreo, las cuales cubren temas de política, gustos personales y temas sociales, tales como "internet esta hecho por personas que son mas aisladas" o "internet hace a la gente más social". Se presento a docenas de gente israelita con versiones de estos argumentos con distintas fallas gramaticales (ejemplo el genero o uso de singular o plural eran incorrectos) y los participantes en su actividad es de indicar de forma rápida si había faltas ortográficas o gramaticales. Posterior se mostro a los participantes todas las opiniones de nuevo y se les pregunto si estaban de acuerdo con ello.

La clave fue que los participantes eran mas rápidos a identificar las opiniones como correctas gramáticamente cuando ellos estaban de acuerdo con la opinión expresada en el escrito, comparada con lo que no estaban de acuerdo.

En un ejercicio final, los investigadores crearon una variación de las tareas que requieren que los participantes indicaran cuales argumentos (ejemplo, el cilantro es agradable o el cilantro es desagradable) indicando algo positivo o negativo. Para los argumentos de los que la persona aceptó, los participantes fueron mas rápidos para contestar "si" sin importar que el argumento fuese positivo o negativo. Los investigadores comentan que esto confirma que tenemos una rápida, involuntaria y cognoscitiva parcialidad al contestar en forma afirmativa a preguntas de carácter semántico sobre la opinión de argumentos los cuales estemos de acuerdo con (descartando los efectos de la influencia o que no estemos familiarizados lo cual puede confundirnos en el resultado para juzgar errores gramaticales de estudios anteriores).

"Los hallazgos recientes sugieren que, aunque el adulto entienda la noción de subjetividad, podrán reaccionar a declaraciones de opinión incongruentes como si estos fuesen incorrectos en factos", el investigador comenta añadiendo "la distinción entre verdades factuales y las opiniones sostenidas como verdad son la piedra angular para el argumento racional. Sin embargo, esta distinción puede aparentar turbia en la psicología humana".

Todo lo anterior podrá ser utilizado en un nuevo análisis de opiniones implícitas.

Todo lo anterior a una nueva corriente de pensamiento de las ciencias forenses las cuales establecen que pueden ser no tan fiables como se tenía conceptualizado anteriormente.

Todos quisiéramos estar inmersos en un mundo donde la justicia prevaleciera; donde el sistema fuera fiable y trabajara correctamente.

Según un estudio realizado publicado en el 2015 por el FBI identifico que en el 96% de los casos revisados donde el análisis de cabellos fue relevante, la evidencia no fue valorada o fue malinterpretada. El año pasado en las Cortes de Gran Bretaña se encontró que el 22% donde en casos criminales donde se localizo evidencia esta fue mal interpretada.

Las capacidades tecnológicas para medir y clasificar materiales traza se han incrementado, pero la precisión de las medidas que se pueden obtener es más grande que en otros tiempos. En su reporte anual el jefe asesor científico de gobierno establece "nuevas capacidades crean otros desafíos a nuestros sistemas existentes; en particular, nuestra habilidad de analizar puede superar nuestra habilidad de interpretar".

Cuando localizamos evidencia traza, tal como ADN, trazas explosivas, en la escena o en un sospechoso, podemos ofrecer un buen indicador de que es de donde salió. Pero nuestra gran pregunta que necesitamos contestar es si podemos saber que significa esa evidencia traza y que tan importante es para el caso.

El problema principal es que en la actualizad no sabemos de qué tamaño es el problema, cuántos casos están es esta situación, cuántas convicciones o exoneraciones resultado de esta mala interpretación figuran.

Hasta este momento el "iceberg" no se ha concebido, y la escalada del problema no se ha enfrentado. Los constantes cortes a presupuestos de entidades científicas que abordan temas forenses se ven lacerados por esta limitante en sus recursos, y la falta de estudios obviamente limita este dato de conocimiento.


>> Publicado por:

Hector Hawley
Hector Hawley


>> Bibliografía

  • Christian Jarrett. (2018). Our brains rapidly and automatically process opinions we agree with as if they are facts. 22/04/2018, de the british psychological society Sitio web: https://digest.bps.org.uk/2018/04/20/our-brains-rapidly-and-automatically-process-opinions-we-agree-with-as-if-they-are-facts/
  • John Ridley Stroop, Studies of interference in serial verbal reactions en Classics in the History of Psychology.
  • Ruth Morgan. (2018). Forensic science: the tip of the iceberg?. 22/04/2018, de JILL DANDO INSTITUTE OF SECURITY AND CRIME SCIENCE Home Sitio web: https://www.theguardian.com/science/brain-flapping/2018/apr/19/forensic-science-the-tip-of-the-iceberg