Una aproximación a qué es Justicia Restaurativa

> INTRODUCCIÓN

Actualmente cada vez que un delito grave ocurre, se abre un nuevo debate en la sociedad acerca de la necesidad de endurecer las penas, como si esto fuera la "panacea" de todos los problemas.

El castigo al culpable se ha convertido en una auténtica obsesión social, saciando la "sed de venganza" del estado y en menor medida la de la comunidad.

Sin embargo, a pesar del rigorismo de las sanciones, la realidad muestra alta tasa de reincidencia y escasa contención de los delincuentes ante las penas incluso más duras. Además las víctimas de los delitos experimentan una frecuente desilusión con el sistema de justicia penal. Esta justicia parte de la base de que el delito supone una violación de la norma, la justicia representa al gobierno y castiga al delincuente por el delito, y la víctima no es más que un mero testigo. Pocas personas se preocupan de si la víctima se siente amparada, por el sistema de justicia penal o de si el castigo es el único objetivo primordial. Esta justicia es la justicia retributiva y es la base de nuestros sistemas tradicionales de justicia.

> LA JUSTICIA RESTAURATIVA

Para comenzar, me gustaría preguntar al lector: ¿cómo sería para vosotros/as una justicia ideal?. Cuando esta misma pregunta, la hago en mis cursos, suelen decirme: " que me escuche", "que atienda lo que necesito", "que no se olvide de las personas que sufrieron el daño", "que sea verdaderamente justa"...y un largo etc. Pues todo esto, y mucho más, que en estos momentos, esté pasando por vuestra mente, es una buena forma de definir la Justicia Restaurativa, porque se asemeja bastante al "ideal" de Justicia que todos tenemos en mente y que si por desgracia, tenemos que ir a los juzgados, al menos en el ámbito penal, rara vez encontramos.

Según Howard Zehr, conocido como el "abuelo de la Justicia Restaurativa": la Justicia Restaurativa es una combinación de las mejores tradiciones indígenas con los derechos humanos modernos. Es la Justicia del sentido común.

¿Por qué surgió la Justicia Restaurativa?

El sistema penal retributivo actual, está configurado de tal forma que la víctima asiste como mero testigo a un hecho que la afecta tan directamente como es el delito. La concepción retributiva ha distanciado al infractor de la víctima, poniendo a esta última como un simple sujeto pasivo dentro de la comunidad. Como dice García-Pablos: "la víctima debe de ser redescubierta. Ser descubierta como parte fundamental junto al infractor y a los operadores jurídicos y colaborando con la efectividad del sistema de justicia penal"

Es por esto, que la Justicia Restaurativa surgió, para cubrir los vacíos legales, es decir, para mejorar la Justicia Tradicional e incidir en aquellos aspectos, que ahora mismo no funcionan como deberían, estos aspectos son básicamente los siguientes:

. Las víctimas están fuera del sistema penal. Para la actual Justicia Retributiva importa más que se ha vulnerado la norma creada por el estado, que el hecho en sí mismo de que se ha causado daños a una persona.

. El sistema penal tradicional en muy rara ocasión fomenta la responsabilidad del infractor y si lo hace, suele ser por conseguir beneficios jurídicos. Para el sistema penal no importa si se es o no culpable, el abogado probablemente le dirá que no confiese, salvo por conseguir algún beneficio. No hay espacio para la asunción de responsabilidad de forma voluntaria y por la necesidad de hacer lo correcto.

. En tercer lugar, todo es gestionado por profesionales, el sistema no da cabida o entrada a las víctimas pero tampoco a la comunidad. Y sin embargo, la comunidad es una víctima indirecta de toda clase de delitos. Estos tres factores hacen que la Justicia Restaurativa, se postule como una forma de hacer justicia más justa, que se centra en el daño, en la oportunidad de que el infractor haga las cosas bien de forma voluntaria y porque es lo correcto y por ende, la mejor atención y reparación de los daños a la víctima.

Así, es más probable que víctima e infractor se puedan despojar de su rol, favoreciendo la curación de la víctima y la mejor reinserción del infractor, con lo que la sociedad ganará porque será más pacífica y recuperará su sentimiento de confianza y seguridad.

En un círculo de beneficios, esta Justicia ayuda a las víctimas, a través de la responsabilización del infractor, lo cual supone un beneficio para ellos mismos, esto repercute en la sociedad y en el estado y por tanto, la concepción que el ciudadano tenga de la Justicia, va a mejorar sin lugar a dudas.


¿Cómo definir Justicia Restaurativa?

Las Naciones Unidas la definen "como una respuesta evolucionada al crimen que respeta la dignidad y equidad de cada persona, construye comprensión y promueve armonía social a través de la "sanación" de la víctima, infractor y comunidad". De esta forma, la Justicia Restaurativa supondría una forma de abordar, no solo el delito sino el impacto que este causa en la sociedad, atendiendo las necesidades de todos los afectados por el delito, y proporcionando así, la solución más satisfactoria para todos. Para muchos, es un nuevo paradigma, otros prefieren hablar de teoría jurídico-filosófica, incluso yo estoy convencida, de que podríamos hablar de ella como una nueva ciencia penal e incluso social.

Es común comparar la Justicia actual, también llamada Retributiva con esta Justicia Restaurativa, de esta forma tenemos que

• La Justicia Retributiva centra su análisis en la violación de la norma.

La Justicia Restaurativa se centra en la vulneración de las relaciones entre las personas, en el daño que se las ha causado.

• La Justicia Retributiva, muy en la línea con lo que decía Christie al afirmar que el estado se queda con la propiedad del conflicto, intenta defender la norma vulnerada y decidir de acuerdo a esto, el castigo y la culpa. El estado asume como propio el delito y deja al margen a la víctima, considerando el hecho como algo de él, frente al infractor.

La Justicia Restaurativa, por el contrario, trata de defender a la víctima al determinar qué daño ha sufrido y qué debe hacer el infractor para compensar el daño ocasionado.

• Con la Justicia Retributiva, el estado busca como castigo a la vulneración de la norma creada por él mismo y también como afrenta personal,que este infractor sea separado de la comunidad, a través de la privación de libertad.

La Justicia Restaurativa busca alternativas a la prisión o al menos la disminución de la estancia en ella a través de la responsabilización del infractor, restauración de la armonía de la convivencia humana y la paz.

• La Justicia Retributiva mide cuanto castigo fue infringido.

La Justicia Restaurativa mide cuantos daños son reparados o prevenidos.

La base del Sistema de Justicia Retributivo es que el delito supone una violación de la norma, la Justicia representa al gobierno y castiga al infractor por el hecho delictivo cometido.

Sus objetivos principales son:

1. Pena merecida por el infractor

2. Privación de la capacidad de seguir cometiendo delitos

3. Disuasión de cometer otras infracciones.

Según Howard Zehr, hay tres preguntas esenciales en la Justicia Tradicional Retributiva:

¿Qué norma ha sido vulnerada?

¿Quién lo ha hecho?

¿Qué castigo merecen los autores?

Las dos primeras preguntas son respondidas cuando el acusado se declara culpable o es declarado culpable en el juicio. La última se resuelve por los órganos judiciales, de acuerdo con las normas escritas de cada país.

La Justicia Restaurativa, por el contrario, parte de la premisa de que los delitos causan un daño al bien común y por eso, se sancionan en las normas. Cuando un delito ocurre, hay un daño a la víctima, comunidades e incluso infractores.

El objetivo de la justicia restaurativa se centra en:

1. Reparación de la víctima (porque nos ocupamos del daño causado por la ofensa)

2. Reintegración de la víctima e infractor (porque deseamos un futuro con menos delitos, en el que se pueda vivir en paz y armonía) En este sentido y como dice Braithwaite; la Justicia Restaurativa puede ser un proceso constructivo y preventivo en el que se obtiene un compromiso mucho más auténtico de hacer las cosas necesarias para impedir que se produzca otro delito de este tipo en el futuro, gracias al grado de intimidad en la conversación que reúne a los afectados por el delito. La Justicia Restaurativa debe llevar al remordimiento.

Esta Justicia Restaurativa se centra en estas preguntas:

¿Quién fue dañado?

¿Cuáles son las necesidades del dañado?

¿Quién tiene la obligación de satisfacer estas necesidades?

La primera pregunta va más allá de si una norma ha sido vulnerada, llegando al punto de ver cuánto daño se ha causado. La segunda traslada el foco de atención del acusado a las personas dañadas (víctimas) y la tercera reitera la oportunidad del infractor de asumir su responsabilidad por el daño y repararlo. Una respuesta justa hace cosas correctas.

Después de esto, a nadie escapa, qué diferente sería la Justicia Penal, si el Estado se preguntara quién ha sido dañado, cuáles son sus necesidades y quién tiene la obligación de satisfacerlas. Nuestro sueño sería lograr que el sistema ser preguntara esto y no solo se centrara exclusivamente en quién es el culpable y cuál es el castigo.


· Referencias

Braithwaite, J. (2002) "Setting Standards for Restorative Justice ", British Journal of Criminology (42) pp. 563-577

Christie, N. (1977) "Conflicts as Property " British Journal of Criminology Vol. (17), pp. 1-15

Domingo de la Fuente, V (2012) "Entrevista a Howard Zehr". Criminología y Justicia. ISSN-e 2174-1697, nº4, págs. 115-117

García-Pablos de Molina, A (1998). Manual de Criminología. Introducción y teorías de la Criminalidad. Editorial Espasa-Calpe. Madrid. Pags.78 ss.

Zehr, Howard (2007) El pequeño libro de la Justicia Restaurativa, Intercourse PA, Good Books.


· Publicado por:

Virginia Domingo
Virginia Domingo